Biodiversidad

Gila Wood PeckerCon una gran diversidad biológica, producto de la intrincada variedad geológica, la región, El Pinacate y Gran Desierto de Altar, concentran alrededor del 18% de la flora registrada para el Estado de Sonora (553 especies). Este aspecto es uno  de los mas fascinantes junto con el árido desierto, casi dominado por la Gobernadora, una de las especies cactáceas mas longevas. A ellas las acompañan los imponentes Sahuaros, símbolo del Desierto Sonorense con las Choyas y los Ocotillos.

Con las primeras gotas de lluvia, del desierto se transforma y se ven flores multicolores como la Verbena de las Dunas color púrpura; el Ajo o Lila de Desierto con hermosas flores blancas, el Mal de Ojo con inconfundibles flores color naranja intenso y la Rosa del Desierto con sus espectaculares flores blancas y amarillas.

A pesar de las altas temperaturas del verano, sobre los 50° C, las escasas lluvias y la falta de agua superficial, todos los grupos biológicos de vertebrados superiores se encuentran representados. En mamíferos existen 41 especies nativas y 5 introducidas. De estas, 5 están bajo categoría de protección, como el Berrendo, el Borrego Cimarrón, el Tejon, la Zorra del Desierto y el Murciélago de Nariz Larga.

En cuanto a aves, se consideran entre migratorias y residentes un total de 237 especies como el Águila dorada, el Tecolotito y el Halcón cola roja.

En cuanto a reptiles y anfibios se han registrado 45 especies de reptiles y 4 de anfibios. Al menos 21 se encuentran bajo protección sobresaliendo el Camaleón de cola Plana, la Tortuga del Desierto y el Escorpión o Monstruo de Gila.

El grupo de los peces también esta representando en el Pinacate. En este grupo se encuentran 3 especies nativas y 2 introducidas, de estas sobresalen por su importancia el Pupo del Desierto considerado endémico y en peligro de extinción y el Charal de Aleta Larga considerada como una especie amenazada.